Cuan diferente puede ser la vida del otro lado del océano

Posted by

Debemos hablar de los buenos y malos momentos de la vida, pues son los que construyen a los hombres,  de una manera a otra. Sin malos momentos no distinguiríamos cuales son los malos y sin ello no pondríamos entender lo que es la vida. Un mes después de mi llegada, lo he comprendido, hay heridas que nunca cierran y hay actitudes que cultivan el odio entre las personas. En este mes de Julio descubrí la impotencia de sentirse lejos, un extranjero víctima de las actitudes de una sociedad que aún conserva el odio en sus corazones, un odio extraño que para un mexicano no tiene sentido ni razón de ser…

Sera la familia, la educación, la eterna lucha del capitalismo por mostrarse como la alternativa para formar seres humanos individualistas que no pueden pensar en nada que no sea ellos mismo, una cultura de la individualidad que produce heridas en el colectivo o impide su verdadera formación…

Como puede funcionar una sociedad que se etiqueta y se divide, como pueden los individuos que se desarrollan en ella, generar lazos significativos, trascender hacia niveles de conciencia más alta…

Y es que trato de pensar que son experiencias aisladas que pueden suceder en cualquier parte y que tal vez la gente puede llegar a acostumbrarse a ellas…

Me refiero a la segregación, al racismo, a las actitudes que denotan un desprecio por factores tan simples como el color de piel, y es que verdaderamente es visible, para aquellos que están atentos o que sufren  a causa de ello…

Me sorprendió, fue una experiencia triste, pero he aprendido de ella y ahora estoy seguro las etiquetas no son buenas en ningún contextos, después todo somos “humanos”, nada más ni nada menos. Yo tengo presente lo que soy, un Mexicano, de cabello oscuro, con la piel morena tostada por el sol, con lunares por todo el rostro, pero nunca me imaginé que me despreciarían por ello, nunca me imaginé que eso fuera real, que pasara verdaderamente, nunca me imaginé en una situación en la que me juzgaran por algo que no representa la totalidad de lo que soy…

He sufrido por comentarios que pretendían herir, que pretendían dividir, pero ante todo que denotaban una pobreza interior, un vacío de lo que realmente importa. En diferentes grados y a veces casi imperceptible, pareciera que es cosa del pasado, pero no, sigue presente en pleno siglo XXI…

No vale la pena atormentarse por las acciones de los otros, pero es importante notar que hay que cosas que debemos seguir construyendo como sociedad y mejorar a cada momento. No tengo miedo de salir a la calle, no permito que actitudes de una minoría afecten mi rutina cotidiana, no dejo que el odio entre en mí, no permito que me afecte.

Creo firmemente que “juntos” es la única forma en la que podemos sobrevivir como sociedad de la globalidad en donde no existan las fronteras…

 

 

 

 

Blog Post Location